02.08.2013 |

Las ONG como fuentes de la noticia

Desde la investigación que inició en la universidad, y tras sus experiencias como comunicadora en Haití y en Uruguay, Amaro se pregunta cómo poner en circulación los mensajes que la sociedad necesita.

El 2 de agosto, en el marco de la Semana de Comunicación para el Desarrollo en la Universidad de Montevideo, se presentó Florencia Amaro, ex alumna de la FCOM y actual Directora de Comunicación Institucional de Techo Uruguay. Su charla “Del favor a la noticia: el desafío de desarrollar fuentes sociales de información” fue comentada por los profesores Luis Melgar y Patricia Schroeder.

Amaro disertó sobre el rol de las ONG como fuentes sociales de información. A través de sus tareas como directora de comunicación y en particular su experiencia potenciando Techo en Haití, Florencia profundizó en el rol de las organizaciones no gubernamentales como fuentes de información ciudadana y el de los medios como canal de los contenidos compartidos por las ONG. Con referencia a diferentes académicos y en un viaje por sus experiencias personales, se fueron vislumbrando los objetivos de las organizaciones no gubernamentales, así como sus intereses y sus desafíos. La ponente destacó su importancia para la sociedad como fuentes de información calificada y experta sobre temas sociales, con la consecuente atracción de los periodistas por sus contenidos.

“Papá, si un árbol se ha caído en el bosque y los medios no están para contarlo, ¿se ha caído de verdad?”. La frase anterior fue el disparador de la charla. Florencia planteó que hay infinidad de hechos que suceden en el ámbito social pero muchas veces no son cubiertos por los medios. Debido a eso identificó el problema central de la charla: en ocasiones, la no cobertura genera que los temas sociales no estén presentes en la nube de información que rodea al común de los ciudadanos.

A partir de esta situación, concluyó, que el mayor desafío de las ONG radica en “identificar los canales adecuados de información desde la misma ONG a los periodistas”. Este desafío, comentaba, debe ser tema de trabajo para toda la organización, ya que la comunicación de las acciones debe ser transversal a todo el equipo. Destacó que es importante que se tenga en cuenta en el ámbito interno y externo de la misma. Como cierre, realizó una reflexión sobre la comunicación institucional de las ONG y sostuvo que, “hay que entender que se puede ser actor de la acción y del mensaje”.

A partir de los contenidos expuestos por Florencia Amaro, los profesores de Periodismo y Comunicación Institucional de la Universidad, Luis Melgar y Patricia Schroeder, respectivamente, comentaron desde el punto de vista de su especialidad. La reflexión realizada por Patricia Schroeder tuvo como eje central la identidad de las organizaciones. Sostuvo que las mismas deben centrarse en comunicar lo que las hace importantes para la sociedad y no olvidar el aporte que hacen al bien común. Además, indicó que las ONG no deben omitir que agregan valor a la sociedad ya que es un atributo que si es bien comunicado perdura en el tiempo como algo positivo. Concluyó que las ONG no deben subestimar la comunicación ya que desde un inicio su actividad tiene como eje central trabajar para que “la comunicación construya”.

El profesor y periodista Luis Melgar presentó la postura de los medios y, más concretamente, de los periodistas sobre la información que brindan las ONGs. Su exposición partió de la pregunta “¿Tiene que ser noticia una ONG?”, y explicó que, desde el periodismo, se esperan contenidos, fuentes e historias”, por lo que las organizaciones deberían centrarse en brindar ese tipo de información y no solo comunicados institucionales que no atraen a los periodistas. Concluyó que las organizaciones no deben hablar de ellas mismas, sino de lo que hacen, porque “al periodista no le interesa la organización, sino que le interesa el problema y entenderlo”.

La jornada finalizó con una ronda de preguntas de los alumnos presentes.

Por Jimena Bermejo

“Papá, si un árbol se ha caído en el bosque y los medios no están para contarlo,
¿se ha caído de verdad?”